Anímate

Algunas veces en nuestra carrera cristiana requiere que pasemos por persecuciones y vamos a tener desafíos que no lo vamos a ganar con nuestras fuerzas más con la fuerzas de Dios. Por tanto, ¿Qué podemos decir acerca de cosas tan maravillosas como éstas? Si Dios está a favor de nosotros, ¿quién podrá ponerse en nuestra contra? (Romanos 8:31 Nueva traducción Viviente).

 

La victoria es nuestra y el enemigo no podrá hacernos frente. El salmista David entonó este cántico al SEÑOR el día que el SEÑOR lo rescató de todos sus enemigos y de Saúl. Cantó así: “El SEÑOR es mi roca, mi fortaleza y mi salvador; mi Dios, mi roca, en quien encuentro protección. Él es mi escudo, el poder que me salva y mi lugar seguro. Él es mi refugio, mi salvador, el que me libra de la violencia. Clamé al SEÑOR, quien es digno de alabanza, y me salvó de mis enemigos” (2 Samuel 22: 1:4).

Para ganar la batalla es necesario declarar el Poderío que tiene Dios para nuestras vidas así como David lo declaró. Es necesario llamarle a las cosas como si fuesen para verla realizarse en nuestras vidas por medio de la fe en el nombre de Jesús. No tengo por qué temer, Cristo es mi Roca, mi Castillo, y mi Fortaleza. Jesús es mi Sanador y por Sus llagas soy sana. Mis necesidades Él me las suple, pues Cristo es mi Proveedor, Él tiene planes de bienestar para mi vida.

Él es mi Libertador, mi Salvador el que pelea por mí y levanta mi cabeza. Él es mi Refugio, mi lugar seguro, el que guarda mi salida y mi entrada librándome de violencia. Cristo es mi protección, el Señor es mi Roca. Aunque un ejército acampe contra mí no temerá mi corazón porque sé a Quién le he creído, mi confianza y mi fe es Jehová.

Cuando hablamos de retos y tribulaciones en nuestro caminar con Cristo nos acordamos mucho del apóstol Pablo y la manera que Dios lo guardó en medio de todas sus pruebas y obstáculos. Pablo tuvo la convicción de que él no estaba llevando el Evangelio solo, Dios siempre estuvo caminando con él como Roca fuerte guardándolo del enemigo.

Con todos los azotes y persecuciones, el apóstol Pablo continuaba ganando vida para Cristo por medio de la palabra de Dios y de su testimonio. El enemigo por otra parte furioso buscando argumentos para apresar al apóstol y meterlo en la cárcel.

El Señor tiene un sentido del humor grande porque aun en la cárcel miles y miles fueron salvos y amonestados por medio de las cartas de Pablo. “Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados” (Romanos 8:28).

El amor que tenía Pablo por servirle a Dios fue tan grande que aun preso escribía las cartas más avivadas para animar a los que estaban corriendo la carrera en Cristo y para aquellos que todavía no conocían de Dios.

Hoy el Señor nos reta a buscarlo en espíritu y en verdad y sin ningún temor. Así como Pablo exhorta a Timoteo (2 Timoteo 1:3-13), Dios nos exhorta a retener y continuar con la encomienda que Él nos ha dado antes de los tiempos de los siglos.

No hay porqué andar temeros porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio. No hay por qué avergonzarnos de dar testimonio de Cristo.

Anímate, párate, y retén la palabra de Dios en tu corazón y que tu historia sea genuina para que sirva de testimonios de salvación a los demás. Que nuestra fe no sea fingida, por lo cual te aconsejo que avives el fuego del don de Dios que está en ti.

Tenemos un Dios Todopoderoso que todo lo puede y no hay nada imposible para Él. Si estoy junto a Él no tengo que temer a nada pues Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. Filipenses 4:13

No temas, porque Yo estoy contigo; no desmayes, porque Yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia. (Isaías 40:10)

Hijitos, vosotros sois de Dios, y los habéis vencido; porque mayor es el que está en vosotros, que el que está en el mundo. 1 Juan 4:4

¡El SEÑOR vive! ¡Alabanzas a mi Roca!¡Exaltado sea Dios, la Roca de mi salvación! 2 Samuel 22:47 (Nueva traducción viviente).

Escrito el 16 de Septiembre de 2012

Bendiciones

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here